23 de julio de 2012

Te extraño... no, la verdad es que ya estoy hasta la madre de ti.

Cuando salí de la primaria... no, cuando salí de segundo de primaria, porque como ya lo he mencionado en este su blog, me mandaron por paquetería con los abuelos y después de eso me fui a vivir al otro lado de la ciudad... ¿en qué estaba? redacté con las patas esto, volveré a empezar.

El último día de segundo de primaria, fue el último día en el que vi al 99.9% de mis compañeritos. Ya ni recuerdo sus caras y mucho menos como se llaman. Ló único que tengo, es la foto de grupo y cada que la veo, me parecen aún más ajenos que ayer los niños que ahí aparecen.

¿Por qué no siguió así el mundo?

Me pasó algo similar en la prepa. El último día, en el que fuimos a la entrega de mamadas diplomas y calificaciones y demás premios absurdos que no sirven para nada en la vida, fue el último día que vi al 40% de mis compañeritos. Del resto, son amigos tan cercanos que se como los trata la vida al día de hoy, y al otro resto que en algún momento fueron amigos, pero que ahora son solo conocidos pues, están en fb.

Y creo que ahí está el problema.

Si eres una persona normal, obviamente te hartas de la gente. Como yo, cada tres días  mes.

La cultura de la inmediatez, en la que estamos nadando con el agua hasta las orejas, hace que la vida ya no tenga emoción alguna. Vas a chelear con tus amigos y con los amigos de tus amigos que en la vida habías visto y cuando regresas a tu casa, a los 10 minutos, los amigos de tus amigos ya te mandaron solicitud de amistad. Y así es como tus redes se llenan de gente que la verdad, ni te interesa.

Todo se sabe al momento, no puedes dejar escapar un instante. Todo debe ser publicado y todo debe ser leído. Todos deben saber que la popó que cagaste fue de color mostaza.

Y antes de que me juzguen de grinch tecnológica, he de decir que así como tiene su lado malo, también tiene su lado bueno. Y son el montón de avances y posibilidades que nos otorga esta plataforma, pero no voy a hablar de eso por que no es el tema.

No hay cabida para el suspenso, para la nostalgia ni para la espera en la cultura de la inmediatez.

Personalmente me agrada saber, que no sé absolutamente nada de mis compañeritos de segundo de primaria. Habrán hecho su vida como mejor les pareció.

En cambio, la mayoría de las veces, me estresa saber de mis compañeros de la prepa. Todos hablan de lo mismo, todos se quejan de lo mismo. Generalmente del tráfico. No le veo el caso a hacer reuniones para platicar lo que el día anterior todo el mundo supo.

Siento que deberíamos de dejar un poco esto. Para que cuando te encuentres a alguien en la calle, realmente te den ganas de saludarlo y de saber que ha sido de su vida. Digo, un poco más de calidad humana y no un frío "hola cómo estás? bien, yo también, jajaja... fulanito se encuentra sin conexión..." en la ventanita del chat del fb.

Y como soy bien autodestructiva, me odio por dejarme llevar por todo esto. Pero bueno, soy humana.

Pero la verdad prefiero pensar: "qué será de la vida de Chicle Faustino? espero que se encuentre chido" en vez de: Pinche Chicle Faustino, otra vez con sus mamadas, ya todos sabemos que caga de color mostaza".







Neta, si cagan color mostaza, no se lo hagan saber al mundo, pero si a su médico.

2 comentarios:

かすみ-様 dijo...

HAHAHAHAHAHAHAHA estamos hartos de la caca color mostaza!!! yo también me harto de la mayoría de las personas cada mes. Y yo apoyo completamente tu publicación. El título es perfecto! xD

ALICIA ANUNNAKI dijo...

además por la puta tecn9ología ya no ha y hombrs peludos y en taparrabos,,,TODO SON CHAKETERÍAS