30 de diciembre de 2010

Fin de año! o lo que es lo mismo: le queda un año a la humanidad.

De nuevo me pasó. Tengo 3 entradas en borradores y la cabeza llena de enjendros, marañas, pichones, calzones sucios y esa extraña obsesión mia por los monos.

Pero, ¿a quién le importa?, mañana a esta hora estarás figurando como tragarte 12 uvas en 12 segundos sin morir en el intento.

Y es precisamente de lo que quiero escribir hoy.

La última entrada de este extraño 2010.

¿Qué me dejó el 2010?

Hagamos un breve recorrido:
........................................................... turuuruuutuuuruuuururururuutuu ♪ ♫

en si nada que no me hayan dejado otros años... hahaha, solo que nuevamente, veo con horror como es que trabajo mejor bajo presión... y quiero quitarme de una vez por todas ese horrible vicio.

Lo que sigue,

Si tu navidad fue.... extraña como la mia ¿que esperas del fin de año?

Aquí una pequeña lista de sobrevivencia de lo que te espera:

1.- el regalo que te den de intercambio va a ser una MIERDA comparado con lo que tu vas a regalar
2.- el reencuentro con las tías. TODAS las familias tienen un grupo de tías obesas impertinentes que cuando te ven te jalonean y te dicen el ya tan desgastado "cuánto has crecido" (esto entra en la categoría de cosas que todos tenemos, como los vasos donde viene el mole Doña María)
3.- tu primo el mas borracho, vomitando en el jardín de la abuela
4.- tu prima la mas mamona, hablando hasta por los codos de cosas que tu no tienes (y nunca tendrás) y que a ella le sobran
5.- la cena como para un ejército, enfriándose en la mesa, por que tus tíos los pastores/testigos de jehová/misioneros/ultra religiosos/fanáticos/o de izquierda, están en su discurso educativo de fin de año que termina durando 1 hora y no dejan comer a nadie hasta que terminen
6.- todos los tíos incluido tu papá/mamá hablando de cosas que les ocurrieron hace 50 años y que solo ellos entienden
7.- tus primos/sobrinos pequeños corriendo como viejas en temporada de ofertas gacelas en pradera, molestándote y aventándote cosas
8.- el primo/prima mayor, que se cree con derecho de todo, regañándote o regañándo a alguien más por que este año salió del closet
9.- la omnipresencia de tu abuela. que da mucho miedo por cierto
10.- tu o tus primos gandallas, destruyendo a escondidas los adornos de la casa
11.- el eterno balón en el patio de la casa golpeando las ventanas y los gritos de las respectivas madres hacia sus hijos
12.- los abrazos con la hipocresía a flor de piel
13.- siempre algo o alguien se termina quemando
14.- las UVAS. esas putas pequeñas frutas, que a huevo te comes por tradición, pero que, obviamente, tu tía, la encargada de comprarlas este año, las compró moradas y ENORMES con semillas, para que todos se atraganten y mueran, justo para consumar su plan de dominación de la herencia y tener el absoluto control del testamento que hizo la abuela. (bueno, tal vez no sea así exactamente... pero hay que ponerle sazón a esto)
15.- los novi@s mamones de tus prim@s
16.- la destrucción parcial o total de la vajilla
17.- líquidos de dudosa procedencia en el piso del baño. o también, desechos sólidos que siguen dando vueltas en el excusado para cuando tu entraste a hacer tus necesidades.
18.- tu tío el "geek novato" que tiene video cámara nueva y anda grabando todas las pendejadas de la noche
19.- todos terminan llorando por razones desconocidas y diciendo lo mucho que se quieren y blablabla
20.- el llanto de algún infante, que seguramente lo golpearon todos los primos, se estrelló con la pared, se cayó o se está desangrando en el patio...

........MOMENTO......... creo que es la historia de mi familia esto.

En fin, por lo menos algún punto de estos vivirás en la fiesta de fin de año.

Pasando a otras cosas. Lo mas probable es que te des cuenta de que ya viviremos en el 2011... (a menos que sean estúpidos y no sepan ni que día es hahahaha) y según la paranoia colectiva, en el 2012 MORIREMOS TODOS.


Así que lo único que nos queda es disfrutar enserio el 2011... hahahaha

Bueno ya. No se que pedo con el 2012.

Pero cuando yo era niña, en mi pequeña mente babosa ni pensaba yo en estos años. Que horror. Cuando chica mi mas grande aspiración en la vida era tener un mono de mascota. Y ahora no tengo ni mierda y ya se va a acabar el mundo (me gusta este juego de la paranoia colectiva hahaha).

Yo se que medio mundo se trauma con los deseos de año nuevo. Por eso no pido nada. Yo robo los bancos, no espero que me caiga el dinero del cielo! hahahaha

Ya estoy debrayandoooooo!

Me vale pitos, = lo estas leyendo hahaha. Además es la última entrada del año y tengo derecho de poner mas estupideces de lo normal.

Ahora viene la parte bonita.

Aparte de amar el olor a pólvora por las mañanas, me da cosa gusto ver como todos en su FB ponen lo que van a pedir, o los regalos que recibieron.

No mames.

Personalmente no me interesa a quienes les regalaron su black berry y que ahora cantan esa cancioncita del smartphone a todo pulmón. Lo único que producen en mi es ir y robárselos, así que gracias por avisar. (la neta es que después de que me asaltaron quedé traumada y ahora trato de descargar mi ira en algo productivo) ....... WTF?????

YAAAAAA BASTAAAAAAA.

Bueno. Será mejor que pare. Yo se que algunos están cansados de tanto prostituirse trabaj--- que? cansados de no hacer nada, mejor dicho como yo putas vacaciones, tan necesarias pero putas a fin de cuentas.

Que tengan una feliz muerte por asfixia provocada por las uvas feliz fin de año y demás sermonería que ya se saben y que no pienso escribir. hahahaha

Y a tí, querido blog, que tengas otro año de existencia, maldito bastardo!!!!!

Ahhh, el amorts el amorts....

12 de diciembre de 2010

Te echaste a perder!

Ayer me lo dijo mi madre. Y si, es un realidad.

Por ahí de 1996 mas o menos, me enviaron dentro de una caja de fedex, dhl, correos de México a vivir con mis abuelos maternos. La razón fue por que nos cambiamos de casa y como yo seguía en la escuela no podía dejarla a medias.

Pero a mi me gusta mas decir que mi madre intentaba deshacerse de mi.

Antes de que todo esto pasara, yo era una pequeña y babosa tímida niña. Callada, aplicada con la escuela y obediente. Y que pasó después? ahh!!! me eché a perder cual fruta olvidada en el frutero... según haha.

Con mis abuelos vivían mi tía y mi primo.

Mi primo, 6 años mas grande que yo era un nerdo muchacho muy inteligente. Y mi tía una consentidora de lo peor, mas aparte, mis abuelos, también lo eran. Al principio extrañaba a mi estricta madre, pero con el paso de los días, le agarré la medida a mis parientes.

Mi primo tan nerdo inteligente el muchacho, me ayudaba con mis tareas de matemáticas, específicamente las tablas para multiplicar. Yo iba en 2 de primaria y el en algún grado de la secundaria...

Recuerdo que tenía una silla, típica de las escuelas, (siempre será para mi un misterio el hecho de que tuviese esa silla... me gusta pensar que la robó de alguna primaria) donde me sentaba y enfrente un pizarrón de plumón (mismo pizarrón que está en mi patio en estos momentos, pudriéndose hahaha) donde me atormentaba tooodas las tardes tratándome de enseñar las tablas de multiplicar. Siempre he sido un muppet con las matemáticas. Entonces, yo me desesperaba, y el se estresaba por que no me podía aprender la tabla del 6 y me comenzaba a regañar, acto seguido, me iba corriendo al cuarto de mi abuela y le decía: "abuela abuela Poncho me quiere pegar" y por el escándalo salía mi tía y regañaba a Poncho y yo me quedaba viendo con mi abuela la telenovela en turno. Recuerdo haber visto Luz Clarita, Esmeralda, una de un perro que hablaba y no se que otra....

Por otra parte con mi abuelo, nos quedábamos en la cocina hasta altas horas de la noche escuchando estaciones en AM en su viejo radio (el fonooografoooo música ligada a sus recuerdooos ... nunca voy a olvidar ese slogan cantadito) mientras me contaba las historias de su vida y, lógicamente al otro día llegaba bien tarde a clases haha.

Luego, en la escuela me empecé a juntar con los gandallines y ya no tanto con mi amiguis Edgar (niño de la entrada anterior) así que... fueron varias cosas las que se juntaron que provocaron mi "putrefacción", según mi madre.

Y no lo niego!

Y estoy segura que todo esto desembocó en mi déficit de atención intenso, ya que en estos momentos debería seguir trabajando en mi trabajo final del jueves y heme aquí escribiendo historias de toda una vida haha....